Con la llegada de la primavera, nuestros menús se transforman incluyendo recetas más refrescantes y coloridas.

Es tiempo de ensaladas, poke bowls, tartares, sándwiches… tan sabrosos como saludables.

Está comprobado científicamente que el cerebro crea vínculos afectivos con los platos bien presentados, de modo que una atractiva puesta en escena será capaz de potenciar nuestro placer.

Así, algunos productos frescos se convierten en los mejores aliados para un disfrute máximo, brindándonos una interesante paleta de color…¡¡y de sabor!!

Verduras de hoja verde

Además de la lechuga, es interesante incluir otras variedades como berros, endivias, col rizada, rúcula, espinacas o achicoria.

Nos aportan vitaminas, minerales y antioxidantes, son ricas en agua y de poco aporte calórico, pero con un interesante efecto saciante.

muy útil si estamos

inmersos en la “operación bikini”!

Zanahoria

Es una de las hortalizas de mayor producción mundial y, no es de extrañar, pues se trata del alimento
que más betacarotenos contiene y estos aumentan nuestras defensas,
protegen nuestros ojos
de infecciones, vigorizan nuestras uñas y cabello y preservan el buen estado
de nuestra piel y huesos.

Tomate

Nos ayuda a obtener licopeno,
con interesantes propiedades antioxidantes. Existen multitud de variedades como el tomate canario, de pera, Raf (el “pata negra” de los tomates), cherry (mini) o el tomate rosa (de gran tamaño).

Todos ellos deliciosos e imprescindibles en una
receta Fresh!

Puede convertirse en un completo plato único incorporando:

Las posibilidades de combinar y de presentar todos estos ingredientes, tan sabrosos como saludables, son infinitas y con ellos puedes preparar multitud de recetas Fresh!

Propuestas sencillas, sanas y muy apetecibles:

Causa Limeña de Toppings de Pollo

Ver receta

Tortitas de Pavo con Huevo y Pistachos, manzana y col roja

Ver receta

Ensalada Thai de calabacín, mango y Pechuga de Pavo

Ver receta

Tosta de semillas
con Delisandwich de Cangrejo, aguacate y crema de queso

Ver receta

Ensalada en tarro de hummus con Toppings de Pechuga de Pavo

Ver receta

Los días luminosos invitan a salir al aire libre y, si no dispones de terraza o de zona ajardinada propia o común, la naturaleza te está esperando ahí fuera con los brazos abiertos.

Ya sea en la playa, de pícnic campestre o en algún parque de la ciudad, tu menú Fresh! sabe aún mejor en un entorno saludable.

Simplemente, prepara tu comida y bebida en recipientes take away (reutilizables, a ser posible) y llévate todo lo necesario para disfrutarlas fuera de casa.

Esta sabrosa moda se la debemos a la gastronomía hawaiana, donde nació como un plato rápido y muy nutritivo que los pescadores se preparaban como tentempié en la propia embarcación.

Sus ingredientes no eran más que pequeños trozos de pescado crudo (de la captura del día) acompañados de algunas algas recién cogidas del agua.

Con el tiempo, fue creciendo en ingredientes y hoy es común encontrar versiones con carne e incluso vegetarianas.

Un buen aderezo puede ser el toque maestro de tu receta, además de resultar clave a la hora de que todos los ingredientes se integren a la perfección. Algunas ideas…

Triturar en una batidora de mano (o licuadora) 40 g de rúcula, 75 g de pistachos pelados, 175 ml de aceite de oliva virgen, 80 g de queso parmesano, 1 diente de ajo y una pizca de sal.

NOTA: puedes dosificar
el aceite para obtener la
densidad que prefieras.

Batir medio aguacate grande, 40 g de espárragos blancos en conserva (de tarro o lata) y 200 g de mayonesa hasta obtener una textura cremosa.

NOTA: también puedes
preparar la base de
mayonesa con un huevo, 200
ml de aceite de girasol, un chorrito de vinagre o zumo de limón y una pizca de sal.

Introducir en un tarro una cucharada sopera de mostaza, el zumo de medio limón y una parte de vinagre por cada tres partes de aceite de oliva (según la cantidad de aliño deseada), cerrar bien el tarro y… agitar con energía!

NOTA: se puede añadir un
poco de miel.

más info
Comida Fresh!